A amados hermanos hay un mejor momento y no lo podemos dejar pasar es descuidar una salvación tan grande, que nos a regalado Dios por su gran misericordia , ahorita que nos encontramos en este mes de sembrina donde muchos se olvidan que Dios esta viendo todo lo que hacemos, yo les pido por su gran misericordia aparten  de todo licor, y sutileza del enemigo revistan-ce con la armadura de Dios y proclamen bendiciones para Jerusalen para el pueblo de Israel y para su iglesia en general o su cuerpo que somos nosotros mismo. porque mi señor se alegra cuando no haya asiendo así, el esta a la puerta y nosotros sabemos como reales sacerdote pueblo Santo que lo que digo es verdad bueno se despide de ustedes su hermana y ministro de un nuevo pacto bendiciones desde lo alto  

Vistas: 50

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Amigos Cristianos para agregar comentarios!

Únete a Amigos Cristianos

Comentario de flor irama fagundez guevara el noviembre 23, 2011 a las 6:56pm

Cayó una zorra en un profundo pozo, viéndose obligada a quedar adentro por no poder alcanzar la orilla.

Llegó más tarde al mismo pozo un chivo sediento, y viendo a la zorra le preguntó si el agua era buena. Ella, ocultando su verdadero problema, se deshizo en elogios para el agua, afirmando que era excelente, e invitó al chivo a descender y probarla donde ella estaba. Sin más pensarlo saltó el chivo al pozo, y después de saciar su sed, le preguntó a la zorra cómo harían para salir allí.

Dijo entonces la zorra: “Hay un modo, que sin duda es nuestra mutua salvación. Apoya tus patas delanteras contra la pared y alza bien arriba tus cuernos; luego yo subiré por tu cuerpo y una vez afuera, tiraré de ti”.

Le creyó el chivo y así lo hizo con buen gusto, y la zorra trepando hábilmente por la espalda y los cuernos de su compañero, alcanzó a salir del pozo, alejándose de la orilla al instante, sin cumplir con lo prometido.

Cuando el chivo le reclamó la violación de su convenio, se volvió la zorra y le dijo: “¡Oye, socio, si tuvieras tanta inteligencia como pelos en tu barba, no hubieras bajado sin pensar antes en cómo salir después!”

Antes de comprometerte en algo, piensa primero si podrías salir de aquello, sin tomar en cuenta lo que te ofrezcan tus vecinos.

Fábula de Esopo

 





Cumpleaños

© 2020   Creada por Luis Bravo.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Términos de servicio