Cuenta la historia que Eliseo venia de regreso a Betel, ya estando cerca de la ciudad un grupo de jóvenes que vinieron corriendo hacia el comenzaron a gritarle: “SUBE CALVO, SUBE CALVO”. Esto daba a entender que la historia de Elias (cuando fue arrebatado al cielo) había llegado a esta comarca y la gente no creían una sola palabra del relato. No obstante,  los jóvenes se mofaban a mil carcajadas replicando que el también fuera a estar con Elias. Eliseo sabia que esto era parte de un plan para arruinar su obra, sus enemigos querían convertirlo en el hazme reír del país.

 

Tampoco podía permitir que un suceso tan solemne y tan hermoso como la entrada triunfal de su maestro al cielo, fuera puesta en ridículo. Eliseo se quedo pensativo y para sus adentros sabia que debía dar una lección a estos muchachos para siempre. Los muchachos seguían burlándose del hombre de Dios, volvía a escucharse el sonsonte; “SUBE CALVO, SUBE CALVO”.  Eliseo miro hacia atrás y los maldijo en nombre de Jehova, en otras palabras pidió a Dios que los tratara como merecían por su falta de respeto.

 

Los jóvenes no se imaginaban lo que les esperaba, de repente dos osas aparecieron en la escena y cesaron las burlas. Las risotadas se convirtieron en gritos de terror mientras la turba escapaban por sus vidas. Pero era tarde,  las osas los alcanzaron y destrozaron a cuarenta de ellos. Me imagino que los que pudieron escapar y los demás habitantes de Betel  aprendieron una lección que jamas olvidarían, nunca mas tratarían irrespetuosamente a un hombre de Dios.

 

COMENTARIOS

 

1-Los jóvenes que se burlaban de Eliseo respiraban el mal espíritu de aquella ciudad, debemos tener presente que en Betel estaba uno de los becerros de oro que Jeroboam mando a fabricar. Estos estaban orgullosos de ello y odiaban a quienquiera se los reprochase.

 

2-Podemos suponer que era la practica habitual en ellos insultar a los profetas cuando los veían pasar por las calles y hacer cuanto estuviese a su mano para echarlos de la ciudad.

 

3-Si el insulto contra Eliseo hubiese sido el primero de esta índole, es probable que no hubiesen sido castigados de una forma tan severa.

 

4-El honor que dios le había conferido debería haber bastado para tenerlo cubierto de estos insultos, pero estos jóvenes habían aprendido de sus mayores el mal lenguaje contra los buenos, especialmente contra los profetas de Dios.

 

EN RESUMEN NADA BUENO SE PUEDE ESPERAR DE UNA JUVENTUD QUE NO HA SIDO EDUCADA EN TEMOR A DIOS Y A NADIE, SINO ASI MISMO, HAN DE ECHAR LOS PADRES ALM INFORTUNIO QUE ACAEZCAN A SUS HIJOS A CAUSA DE UNA FALTA DE EDUCACION, LO TRISTE EES QUE, CUANDO OCURRE UNA DESGRACIA, LOS PADRES NO QUIEREN RECONOCER SU CULPABILIDAD EN ELLA.

 

Vistas: 62

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Amigos Cristianos para agregar comentarios!

Únete a Amigos Cristianos





Cumpleaños

© 2020   Creada por Luis Bravo.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Términos de servicio