Todo conocemos la historia de Job al dedillo, no obstante, hay un personaje que sale de la nada para proponer nuevas ideas acerca el sufrimiento, su nombre Eliu. Se dice que era de busita, de Buz, hijo segundo de Nacor y de la familia a de Ram. Job ya estaba agotado entre el sufrimiento y el debate candente de sus tres amigos llegando a la conclusión de que no había cometido falta alguna para merecer castigo. Ahí están los cuatro individuos hablando y hablando como loros, de momento, se escucha una voz de ultratumba, es Eliu que ha estado escuchando la conversación. Este calladamente esperaba el momento oportuno para entrar en acción y exponer sus puntos, sus primeras palabras eran hacerle ver a Job que es muy justo en sus propios ojos y a sus tres amigos los pone en cintura por no dar una respuesta verdadera a las preguntas de Job.

Sin embargo, lo más que le chocaba a Eliu era la defensa vigorosa que Job hace de su conducta por que ciertamente Dios no puede enjuiciarlo por lo que le replica: “SOMETE AL DOLOR, AUN SI NO LO ENTIENDES, NO CULPES A DIOS, ALABALO, EL HA DEMOSTRADO DEMASIADO, SU SABIDURÍA Y PERFECCCION, ESPECIALMENTE EN LA NATURALEZA, COMO PARA QUE ALGUIEN TENGA DUDAS ACERCA DE EL. Waooo, que clase de contestación, tremendo palo para Job, Eliu vuelve a tomar el palo y replica: “ESTE SUGIERE QUE DIOS LE DIO EL SUFRIMIENTO A JOB NO COMO CASTIGO SINO COMO UNA INFLUENCIA PURIFICADORA, DIOS NO PUEDE USAR EL SUFRIMIENTO PARA MEJORAR A UNA PERSONA, SI ESA PERSONA LO RECIBE CON UNA ACTITUD CORRECTA”.

Ahí va la bola, jonrón para Eliu nuevamente, en su tercer turno al bate Eliu le comenta a Job: “ Dios te habla, pero no te das cuenta, así que la falta es tuya, no de Él. El tiene para ti designios favorables incluso en los métodos de su providencia que tú juzgas duramente. El pensamiento de Dios es mayor que el hombre que basta para silenciar todas nuestras quejas de los procedimientos de su Providencia. El es, no solo infinitamente sabio y poderoso, sino también infinitamente santo, justo y bueno. Así que es absurdo e irracional tratar de hallar falta en El. Además Dios no tiene por qué darnos cuenta de ninguna de sus acciones. Para muchos Eliu formaba un puente entre las fallidas teorías de los tres amigos de Job y el discurso de Dios. Quizás sus discursos purpuraban el camino para los de Dios, otros opinan que el repite el mismo consejo, de alto vuelo pero no verdaderamente correcto, que ofrecieran os amigos de Job. Cuando Dios hace su entrada para despejar toda duda, despide con reprocha a los amigos de Job y formula una suave critica contra Job, pero Eliu lo pasa por alto totalmente, siguió siendo una  figura misteriosa en todo esto.

. ED VAZZ

Vistas: 29

Comentario

¡Tienes que ser miembro de Amigos Cristianos para agregar comentarios!

Únete a Amigos Cristianos





Cumpleaños

Cumpleaños hoy

© 2020   Creada por Luis Bravo.   Con tecnología de

Insignias  |  Informar un problema  |  Términos de servicio